Carlos Acosta celebra éxito internacional de su compañía en 2019

La Habana, 30 dic (RHC) El bailarín cubano Carlos Acosta celebra el éxito internacional de su compañía en 2019 y asegura que el colectivo trabaja para seguir desarrollándose.

En la gira que acabamos de realizar por el Reino Unido la acogida del público y de la crítica fue asombrosa, y algunos periódicos comentaban que estaba naciendo una nueva manera de asumir la danza en Cuba y celebraban eso, comentó el célebre artista.

Durante una entrevista concedida al rotativo cubano Trabajadores, Acosta reconoció que aún no han llegado a donde pretenden, pero cada día la compañía se parece más al proyecto que soñó y sigue trabajando para desarrollarla.

El conjunto fundado en 2016 busca realizar espectáculos de danza en plena concordancia con las nociones más actuales en el mundo, no solo en materia del movimiento de los cuerpos sino en todo lo referente a la escena, según manifiesta en varias notas de prensa.

Acosta Danza busca ofrecer espectáculos integradores desde lo contemporáneo y lo neoclásico, sin desechar otras expresiones, épocas y estilos del arte danzario.

De acuerdo con Acosta, todos los coreógrafos que han trabajado con la compañía lo han hecho desde un pie forzado: Cuba y su cultura.

A todos les pido que se inspiren en nosotros, en nuestra música, en nuestras historias y temperamento, para crear sus obras. Y han salido cosas muy buenas, estimó.

Entre los ejemplos destacó Imponderable, del coreógrafo español Goyo Montero; Paysage, Soudain, La nuit, del sueco Pontus Lidberg; e Impronta, de la española María Rovira.

Una compañía de danza es como una gran vitrina cultural y es una buena manera de hacer que nuestra cultura llegue a todas partes, que se inserte en el mundo con todo el valor que tiene. También es mi mejor manera de agradecer y rendir tributo, comentó.

A su criterio, un bailarín de Acosta Danza debe ser buen artista, con la mejor técnica danzaria posible y determinadas condiciones físicas que le permitan asumir la danza contemporánea y folclórica, pero también el ballet.

Otra cosa que observo mucho es la calidad humana, la disciplina y el respeto, apuntó.

A los principiantes les aconseja que estudien y trabajen mucho pues la danza no admite términos medios, ni mucho descanso.

La danza es una profesión para gente sacrificada y trabajadora, porque el talento natural tampoco llega lejos si no lo pules con disciplina y constancia, afirmó.

Esta es una profesión muy competitiva, que incluso puede ir contra las reglas de la naturaleza. Por eso hay que esforzarse y vivir para la danza, sentenció el artista galardonado en 2018 con el Premio del Círculo de los Críticos británicos por sus Servicios a las Artes.

A partir de enero de 2020, Acosta asumirá en paralelo el cargo de director del Ballet Real de Birmingham (Birmingham Royal Ballet), una de las compañías clásicas más destacadas del Reino Unido.

Editado por María Candela



Comentarios


Deja un comentario
Todos los campos son requeridos
No será publicado
captcha challenge
up