Nancy Pelosi rechaza reabrir prematuramente EE.UU. en medio de pandemia

Imagen de archivo

Washington, 16 abr (RHC) La presidenta de la Cámara estadounidense de Representantes, Nancy Pelosi, se pronunció hoy en contra de reabrir prematuramente el país en medio de la pandemia del coronavirus SARS-Cov-2.

De acuerdo con la líder demócrata, la amenaza que representa para la salud pública el mortal coronavirus es un mal mayor que la actual dificultad económica por la cual atraviesan las empresas y los trabajadores.

Pelosi rechazó rotundamente la idea, promovida por un número creciente de republicanos, de que levantar las restricciones de distanciamiento social en aras de impulsar la economía vale la pena, aun con el riesgo de propagar el virus y de provocar más muertes.

En declaraciones a la prensa durante una conferencia telefónica, la titular de la Cámara Baja llamó a realizar pruebas de diagnóstico más generalizadas en todo el país, para medir la prevalencia regional del SARS-Cov-2, antes de reducir las medidas de prevención impuestas localmente.

Pelosi, citada por la publicación The Hill, dijo haber escuchado a un republicano decir que las muertes de personas por el coronavirus era el menor de dos males en comparación con el impacto de mantener paralizada la economía.

'No, es el mayor de los dos males abrir la economía de una manera que no se base en la ciencia, que no se base en la salud y el bienestar del pueblo estadounidense', manifestó al respecto la congresista por California.

La demócrata pareció hacer referencia así a los comentarios realizados esta semana por el representante republicano Trey Hollingsworth, quien dijo en una entrevista radial que era preferible la pérdida de vidas estadounidenses, que la pérdida 'de nuestra forma de vida como estadounidenses'.

Medios de prensa reportan que la idea de una reapertura social rápida está ganando cada vez más fuerza entre los republicanos, quienes advierten que un cierre económico prolongado haría más daño a la nación que el propio coronavirus.

Según The Hill, esas voces incluyen al presidente Donald Trump, quien quiere que gran parte de la economía vuelva a funcionar a partir del 1 de mayo, y antes de esa fecha en ciertas regiones donde el número de casos de coronavirus ha sido bajo.

A su vez, expertos en salud, gobernadores y políticos demócratas han advertido sobre la importancia de no relajar las medidas de distanciamiento social de forma apresurada en un país donde ha habido más de 657 mil casos de SARS-Cov-2 y casi 30 mil muertes.

Las discusiones acerca de cómo y cuándo reabrir la economía norteamericana despiertan una atención adicional por tratarse de un año de comicios presidenciales, en las cuales el jefe de la Casa Blanca buscará su reelección en noviembre venidero.(Fuente:PL)

 

Editado por María Candela



Comentarios


Deja un comentario
Todos los campos son requeridos
No será publicado
captcha challenge
up