Radio Habana Cuba

Una voz de amistad que recorre el mundo
precio de cialis genérico 20mg farmacia España cialis generico
Educación Cubana 2014

por Yamilé Aliaga Naranjo

No siendo así en otros sectores de la sociedad, el balance anual de la educación sería mucho mejor si se hace cuando esta empieza o termina. Es decir, en junio cuando culmina el curso escolar o en septiembre cuando las aulas abren sus puertas. Sin embargo, ante la cercanía de un nuevo año, siempre es bueno ir a los recuerdos; mirar el camino recorrido y plantearse nuevos desafíos para la etapa que comienza.

Resulta significativo que a pesar del bloqueo económico, comercial y financiero de Estados Unidos contra Cuba, el 54% de los recursos del país fueron destinados a la educación y la salud; correspondiéndole a la primera aproximadamente un 27% del presupuesto del Estado y del Producto Interno Bruto.

Esto permitió garantizar el comienzo y la continuidad de estudios a más de un millón de estudiantes en la enseñanza preescolar, primaria y media, y cerca de 230 000 en la educación superior, en la que se incluyen Ciencias Pedagógicas y Médicas. También llevar adelante un amplio sistema de perfeccionamiento a la enseñanza especializada en escuelas para niños con dificultades y demandas específicas, escuelas de arte y deportes y también de los oficios.

El país inició el curso escolar 2014-2015 en septiembre, con una cifra de 1,8 millones de niños, adolescentes y jóvenes en las aulas para continuar su escalada docente.

Aunque la cifra disminuyó respecto al período precedente, tal decrecimiento no se debe a la calidad en el proceso enseñanza-aprendizaje, o la falta de centros escolares, sobre todo en las zonas más afectadas por huracanes, sino como consecuencia de la situación demográfica por la que atraviesa el país.

Sin embargo, la cobertura profesoral, para lograr una mayor calidad en el proceso docente educativo continúa siendo el Talón de Aquiles. Solo por citar algunas cifras ofrecidas por especialistas del Ministerio cubano de Educación, se necesitan 183 100 docentes al frente de las aulas y de esa cifra se alcanza cubrir el 93,1%  hasta la fecha.

Al respecto, los directivos del ramo han desarrollado iniciativas para atraer a muchos jóvenes a la pedagogía, un problema que no es sólo de la escuela, sino también de la familia y la sociedad, que aspira a tener un buen maestro para sus hijos.

Una de ellas es la restitución de las escuelas pedagógicas en todas las provincias del país para alumnos egresados de noveno grado, donde estos muchachos y muchachas que apuestan por el magisterio, puedan tener una formación integral como maestros primarios y de círculos infantiles.

Este año, el 56,5 por ciento del alumnado que terminó el noveno grado, encontró su continuidad de estudios en las carreras que oferta la Enseñanza Técnica Profesional, con el atractivo de que muchos de ellos podrían realizar sus prácticas en el sector no estatal y en especialidades tan necesarias para el país como la construcción, los servicios, la agropecuaria, la mecánica y el transporte.

En este escenario tuvo especial reconocimiento el Onceno Encuentro Internacional de Educación Inicial y Preescolar que tuvo lugar en julio de este año, en el Palacio de las Convenciones de La Habana, donde participaron unos 300 delegados extranjeros de más de 20 países, y una representación de 85 educadores cubanos de cada una de las provincias del país.

Temas como las políticas sociales en la primera infancia, las estrategias y retos que se plantean las naciones para mejorar la calidad de la enseñanza, los géneros y derechos de los infantes y el rol que desempeña la familia en el desarrollo decisivo de los niños, fueron puestos sobre la mesa por expertos en pedagogía cubanos y extranjeros.

Lo que evidenció que promover espacios para la reflexión, debate de experiencias y posibles proyectos e investigaciones, que revelen la contribución de toda la sociedad para el desarrollo integral de la infancia, es también una labor de suma importancia que promueve el estado cubano para lograr el desarrollo pleno de los niños cubanos y del mundo.

La Educación Superior Cubana comenzó el curso 2014-2015 con la primera fase del proceso de integración de la universidades en seis provincias cubanas, Matanzas, Cienfuegos, Sancti Spíritus, Ciego de Ávila, Camagûey y Guantánamo.

La integración incluyó todos los centros de estudios superiores de cada una de esas regiones del país, las universidades de ciencias pedagógicas, y las de cultura física, exceptuando a las filiales de ciencias médicas por las características de su programa de estudios.

El experimento, que se extenderá a todo el país producto de excelentes resultados en las universidades de Mayabeque, Artemisa y el municipio especial de la Isla de la Juventud, tiene previsto comenzar el próximo curso escolar en los territorios de Pinar del Río, Villa Clara, Las Tunas, Granma, Holguín y Santiago de Cuba. En tanto, los de La Habana, aún en proceso de estudio, se integrarán en septiembre del 2016.

Con la integración de las universidades, el Ministerio cubano de Educación Superior, busca mayor calidad en el proceso de enseñanza-aprendizaje, la disminución en un 35% de los dirigentes del ramo, y permite ceder instalaciones para otras funciones educativas, mayor uso de las aulas, los laboratorios y la residencia estudiantil.

Cambios que surgen a raíz de las trasformaciones económicos que sostiene el país y que buscan convertir la universidad en el centro por excelencia de cada uno de los territorios, y desde donde se contribuya a resolver los principales problemas sociales, a través de la investigación, la extensión universitaria y la capacitación.

Antes de que el 2015 abriera sus puertas, ocurrieron importantes eventos en las universidades cubanas: el duodécimo segundo Festival Nacional de Artistas Aficionados de la Federación Estudiantil Universitaria, donde los fenómenos meteorológicos no pudieron arrebatarle a la hospitalaria ciudad de Santiago de Cuba la sede del evento.

Fue así como la Universidad de Oriente acogió a unos 500 estudiantes que pudieron demostrar sus habilidades en disímiles géneros artísticos y literarios: danza, artes plásticas, audiovisuales, teatro, artes circenses, música, literatura y la locución por primera vez en la historia de los festivales.

Una jornada que muchos recuerdan con alegría, el mismo estado de ánimo que caracterizó a los casi 700 estudiantes y profesores norteamericanos en su mayoría, que visitaron La Habana a través del Programa Académico “Semestre en el Mar”. Una estadía que siempre resulta histórica por el contacto directo que tienen con la realidad de la educación cubana y su pueblo.

También resultó significativa la celebración por los 50 años de creado del Instituto Superior Politécnico Jose Antonio Echeverría, a cuyo acto principal asistió el presidente cubano, Raúl Castro, como reconocimiento a los aportes significativos que ha tenido la institución en el desarrollo técnico profesional del país.

Este año viajaron a otras latitudes numerosos profesionales cubanos a continuar la campaña contra el analfabetismo a través del método de enseñanza Yo sí puedo. Por los senderos de Venezuela, Haití, Ecuador, Bolivia, Brasil, Perú, Honduras, Nicaragua, El Salvador, República Dominicana, Mozambique, Nigeria, El Salvador, Colombia, Guinea Bissau y Guinea Ecuatorial han dejado su huella los educadores cubanos.

La cifra ascendió este año a tres millones de personas que han aprendido a leer y escribir gracias a este método cubano que ya tiene versiones en 14 idiomas.

Y más allá de las dificultades, las crisis y los cambios, en el 2015 se mantienen todos los cursos regulares, los niños recibirán clases de ballet, deportes, y otras especialidades sin que les cueste un centavo, seguirá funcionando la Universidad del Adulto Mayor para que los abuelos inicien estudios de todo tipo y miles de chicos con minusvalías acudirán a las escuelas especiales, donde se les enseña a descubrir sus habilidades y a sacar el máximo partido de ellas.

Así esperan los educadores cubanos el advenimiento del 2015. Con nuevos desafíos que seguramente llevarán al Congreso Pedagogía de ese año, que desde ya es motivo de debate en todo los centros educacionales del país para seleccionar las mejores experiencias pedagógicas que representen a Cuba en esa importante cita internacional.

Editado por Maria Calvo
Comentarios
Deja un comentario
Revista y Noticieros
Contador de Visitas

1158451

  • Máximo: 19729
  • Ayer: 590
  • Hoy: 276
  • En Línea: 5
  • Total: 1158451