Falleció médico cubano que realizó el primer trasplante del corazón en Cuba

La Habana, 18 ene (RHC) El Doctor en Ciencias Julio Noel González Jiménez (1928 - 2016), quien en 1985 realizó el primer trasplante de corazón en Cuba, falleció en esta capital, cuyos restos fueron incinerados por voluntad familiar.

Graduado de médico en 1954, su dedicación a la profesión y a la especialidad no le impidió cumplir con lo que entendió como su deber patriótico: la lucha contra la dictadura batistiana, refiere la Profesora Consultante María del Carmen Amaro, Vice-Presidenta de la Sociedad Cubana de Historia de la Medicina.

Como miembro de una célula del Movimiento 26 de Julio, participó en actividades clandestinas y cooperó con otras organizaciones, en particular con el Directorio Revolucionario 13 de marzo, por sus estrechos vínculos con José Antonio Echeverría, Fructuoso Rodríguez y otros compañeros, agrega Amaro en una nota publicada en Infomed.

En 1959 continuó sus prácticas de cirugía en diferentes hospitales de la capital y unidas a sus actividades profesionales y docentes, estaban también presentes en su diario quehacer las de consolidación de la Revolución.

Por tal motivo fue fundador de las Organizaciones Revolucionarias Integradas, del Partido Unido de la Revolución Socialista, devenido luego Partido Comunista de Cuba, en el que militó activamente mientras su salud se lo permitió.

Después de la invasión de Playa Girón, el país se quedó sin ningún grupo que practicara la cirugía cardiovascular, a consecuencia del éxodo de médicos y por encargo del Ministro de Salud Pública, inició la reorganización de esa especialidad en Cuba, en el hospital Comandante Manuel Fajardo.

Allí fue director y en 1966, se constituyó en esa institución el Instituto de Cardiología y Cirugía Cardiovascular, trasladándose luego al edificio que ocupa actualmente.

Posteriormente en noviembre de 1984 se creó el servicio de Cirugía Cardiovascular en el Hospital "Hermanos Ameijeiras" bajo su dirección y el nueve de diciembre de 1985, realizó el primer trasplante de corazón al obrero Jorge Hernández Ocaña, de 31 años de edad.  

Por sus extraordinarios méritos como profesional, docente, investigador y militante revolucionario, recibió numerosos reconocimientos, entre los que destacan: Miembro de Honor de la Sociedad Dominicana de Cardiología y Miembro de la New York Academy of Sciences.

Editado por Julio Pérez



Comentarios


Deja un comentario
Todos los campos son requeridos
No será publicado
captcha challenge
up