Destaca Rafael Correa impacto de Cumbre Mundial de los Pueblos en Bolivia

Expresidente ecuatoriano Rafael Correa

La Paz, 20 jun (rhc) El expresidente ecuatoriano Rafael Correa aseguró que la conferencia mundial de los pueblos sobresale en Bolivia como un debate crucial para la humanidad porque defiende la existencia de un mundo sin muros.

Al intervenir en el encuentro Correa se mostró preocupado ante la amenaza norteamericana de levantar una muralla en la frontera con México porque esa decisión podrían cambiar el curso de la historia.

El economista ecuatoriano también abogó por la justicia social, la inclusión y la solidaridad de los pueblos latinoamericanos y caribeños, y defendió el derecho a la movilidad humana.

El político aseveró ante las autoridades de Bolivia y representantes de movimientos sociales de varios países que la paz no es solo ausencia de guerra, sino presencia de justicia, dignidad, soberanía y prosperidad.

Al inaugurar la Cumbre Mundial de los Pueblos, el presidente de Bolivia, Evo Morales, rechazó los intentos de las potencias de responsabilizar a los migrantes con la inseguridad y la crisis económica.

De acuerdo con el jefe de Estado, son las invasiones coloniales y el saqueo de los pueblos los causantes de este problema.

“Cualquiera que tenga el color de piel más oscuro ha sido considerado por los imperios como culpable de la inseguridad en el mundo”, advirtió el mandatario, y recordó que con ese pretexto asesinaron a los indígenas, exterminaron a los judíos y ahora encierran a los musulmanes.

En opinión del presidente el mal viene de adentro mismo de los imperios que concentran abusivamente las riquezas arrebatando las tierras a los indígenas, apropiándose de los minerales africanos, robando el petróleo a los árabes y expropiando empresas públicas a los latinos.

“Acaben con las invasiones y se acabará el terrorismo; acaben con el saqueo del mundo y se terminará la inseguridad; pongan fin a la pobreza y terminará la insurgencia”, expresó Evo, y advirtió que mientras haya injusticia social no habrá paz mundial.

En su discurso, Evo Morales llamó a no criminalizar las migraciones, ni responsabilizarlas con la crisis económica.

Se dice que el migrante quita empleos, pone en riesgo los derechos humanos de los trabajadores, pero son los latinos, africanos y asiáticos quienes hacen florecer los campos abandonados en occidente y ocupan los trabajos más duros en la construcción, la limpieza y los servicios, aseguró el gobernante.

En opinión del jefe de Estado, si la crisis en el norte no es más grave y devastadora, es gracias a ese trabajo barato.

“La migración ha sido y seguirá siendo fuente de riqueza material y cultural de la humanidad”, expresó el mandatario.

Miles de delegados de 40 países de Asia, Europa y América participan en la conferencia que tiene como lema “Hacia una ciudadanía universal, por un mundo sin muros”.

La cumbre de dos días analizará las causas estructurales y sistémicas de la movilidad humana, el derecho a la ciudadanía universal, entendida como el derecho de las personas a trasladarse de un país a otro, y el impacto de las crisis económicas, el cambio climático, las guerras y las intervenciones sobre los flujos migratorios.

También se abordarán las estrategias conjuntas para la observancia, protección y ampliación de los derechos de los refugiados y sus familias y la contribución de los migrantes al desarrollo de los países.
La Conferencia Mundial de los Pueblos congrega desde hoy en la localidad boliviana de Tiquipaya a políticos y representantes de movimientos sociales de América Latina, el Caribe, Europa y Asia.

Bajo el lema Hacia una ciudadanía universal y por un mundo sin muros, el evento convida al expresidente del gobierno español José Luis Rodríguez Zapatero, y los exmandatarios de Ecuador y Colombia, Rafael Correa y Ernesto Samper, respectivamente.

Según los organizadores, la cumbre de los pueblos también cuenta con la presencia del secretario del Vaticano para asuntos migratorios, Michael Czerny, y representantes de movimientos sociales del mundo.

Prevista hasta mañana miércoles, la cita fue convocada por el presidente de Bolivia, Evo Morales, para dar respuesta a las políticas antiinmigrantes impulsadas por el mandatario estadounidense, Donald Trump.

En opinión de Morales, el evento defenderá espacios inclusivos y de reflexión para lograr 'desmontar muros' físicos, legales y mentales como la discriminación y el racismo.

Por tal motivo, los asistentes a la cita internacional analizarán durante dos jornadas la situación de los migrantes y la decisión estadounidense de construir un muro en la frontera con México.

Organizada por el Gobierno boliviano y los movimientos sociales aglutinados en la Coordinadora Nacional para el Cambio, la conferencia está enfocada en escudriñar el concepto de 'ciudadanía universal' y el derecho de todos los pueblos a no ser agredidos.

Conocida como La ciudad de las flores, Tiquipaya proviene del aymara que significa: 'Confluencia plana entre dos ríos' y cobija uno de los paisajes más cautivantes del trópico boliviano.

Rosas, gladiolos, claveles, nardos, margaritas, siempre vivas, crisantemos y dalias adornan el hermoso paisaje que durante dos días será escenario de debates y análisis entre pueblos hermanos y amigos de todo el orbe.

Editado por Nuria Barbosa León



Comentarios


Deja un comentario
Todos los campos son requeridos
No será publicado
captcha challenge
up