Afirma Daniel Ortega que el pueblo nicaragüense defiende la paz

Presidente de Nicaragua, Daniel Ortega

Managua, 30 sep (RHC) El presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, afirmó que la inmensa mayoría del pueblo está por la paz y la defenderá hasta las últimas consecuencias e indicó que el método más efectivo para asegurarla es la reconciliación.

En sus palabras al término de una multitudinaria marcha por varias arterias de Managua, la capital del país y que se concentró en la emblemática avenida de Bolívar a Chávez, Ortega aseguró que el pueblo y, en particular el sandinismo, tienen un compromiso por la paz.

El mandatario sostuvo que la reconciliación se debe practicar todos los días, a fin de evitar que se vuelvan a repetir los episodios de terror que costaron la vida a ciento 99 personas en los últimos meses, producto de una intentona golpista de la derecha financiada desde el exterior.

Recientemente líderes religiosos y sociales de Latinoamérica reclamaron justicia y reconciliación para Nicaragua, durante un coloquio ecuménico internacional en el que rindieron homenaje al canciller de la paz, padre Miguel D'Escoto.

“Es nuestro deseo decirle al mundo que desde nuestra perspectiva cristiana y convicción política no violenta, nos oponemos a los intentos de golpe de Estado en Nicaragua”, señalan en una declaración.

Los participantes en el coloquio denominado Nicaragua Tierra Digna, de Reconciliación y Paz, rechazaron la violencia, el caos y el terrorismo que el pueblo padeció como consecuencia de los bloqueos de vías, la agitación social y “los actos de una insensata oposición intransigente que no quiere la reconciliación ni la paz”.

También se manifestaron en rebeldía ante la actitud de ciertas instancias religiosas, que día a día desde los púlpitos no pregonan la reconciliación ciudadana, sino instan inescrupulosamente a la feligresía a protestas y movilizaciones violentas que hieren el alma del pueblo nicaragüense.

“Reafirmamos el profetismo cristiano y la fuerza de la palabra en el apoyo irrestricto de la lucha de los pueblos a la autodeterminación y el no al injerencismo que el padre Miguel D’Escoto defendió y promovió durante toda su gestión como canciller de la República de Nicaragua y como presidente de la Asamblea General de la ONU”, agregaron.

La declaración expresa el sentir de líderes políticos, sociales, religiosos e intelectuales de Argentina, Bolivia, Costa Rica, Chile, Cuba, El Salvador, México, Panamá, Perú, República Dominicana, Uruguay y Venezuela.

También menciona el texto que durante el evento hicieron memoria histórica de un cristiano ejemplar y un militante de la causa sandinista como fue D’Escoto, misionero, diplomático y defensor de las causas justas de la humanidad.

“Vemos como hoy su palabra y acción profética nos interpelan ante las nuevas amenazas que se han desatado en contra de esta tierra nicaragüense que tanto amó y por la que tanto luchó hasta el final de sus días”, apuntaron.

Además, recordaron con gratitud la inusual capacidad de D’Escoto de intentar resolver con eficacia los acuciantes problemas que afectan a la madre tierra como consecuencia de la aplicación de un capitalismo salvaje que liquida y depreda los bienes naturales.

Editado por Nuria Barbosa León



Comentarios


Deja un comentario
Todos los campos son requeridos
No será publicado
captcha challenge
up