Dan a conocer fraude de Estados Unidos con ayuda humanitaria de Puerto Rico

 

San Juan, 17 oct (RHC) Una noticia consterna a los puertorriqueños al conocer que la ayuda humanitaria destinados a las víctimas ocasionadas por el huracán María están siendo objeto de especulación y fraude.

La compañía Western Aviation Services Corporation (Wasco), con base en el aeropuerto internacional de Aguadilla (oeste), denunció un posible esquema de fraude con la ayuda humanitaria enviada desde Estados Unidos a Puerto Rico.

El portavoz de Wasco, ingeniero Manuel Pérez, reveló que la empresa Global Aviation Link notificó al Buró Federal de Investigaciones (FBI) sobre la situación surgida con Puerto Rico Relief Committee (PRRC), que contrató sus servicios para manejar el envío de carga aérea desde la Florida (EE.UU.) para los damnificados del huracán María.

La carga fue enviada a Aguadilla por varios donantes, entre los que están los cantantes Don Omar y Olga Tañón, así como varias empresas y entidades.

Pérez explicó que Global Aviation contrató a la línea aérea Solar Cargo para trasladar los contenedores a Puerto Rico, la que a su vez contrató a Wasco para descargar y entregar la mercancía al representante de PRRC en la isla.

El voluntario de PRRC recibió y aceptó la carga de tres de cinco aviones que aterrizaron en la terminal aérea de Aguadilla.

El pasado 12 de octubre, cuando aterrizaron los últimos dos aviones con la ayuda humanitaria, Global Aviation de la Florida notificó a la empresa Solar Aviation que ordenara a Wasco retener la carga en sus almacenes del aeropuerto internacional de Aguadilla, debido a que no se pudo corroborar la procedencia ni los fondos de dos cheques de gerente que le fueron entregados.

Un total de 504 mil 713 libras de carga en ayuda humanitaria conteniendo pañales, cereales, equipos médicos, agua potable, diversos tipos de alimentos y mercancía de primera necesidad han quedado varadas en los almacenes de Wasco en el aeropuerto sin que llegue a las familias más necesitadas que sufrieron los embates de los huracanes Irma y María.

La mayor parte de la mercancía aparece como enviada por Olga Tañón, quien ha recabado con la diáspora puertorriqueña de la Florida el envío de artículos de primera necesidad.

Pérez aclaró que Global Aviation realizó la querella formal con el Departamento de la Policía de Doral, Florida, así como con las autoridades federales en Miami.

En Puerto Rico, Wasco notificó a la Autoridad de los Puertos de Puerto Rico y al Negociado de la Policía estatal, que constató que la carga está custodiada.

Wasco rechazó las aseveraciones de que se robó mercancía —tal como dijera el cantante Don Omar— enviada a Puerto Rico como ayuda humanitaria.

Por su parte, el Movimiento Independentista Nacional Hostosiano (MINH) acusó al gobierno estadounidense de mostrar desprecio, indolencia y burla hacia el pueblo puertorriqueño, y ser principal responsable de las carencias, tras el azote del huracán María.

Afirmó la organización que del presidente de Estados Unidos, Donald J. Trump, sólo se han escuchado ataques y expresiones racistas, ofensivas y execrables hacia el pueblo puertorriqueño.

“Como burdo esperpento, Trump vocifera sin disimulo lo que piensa la clase política dominante yanqui sobre Puerto Rico”, deploró el movimiento independentista boricua en declaraciones recibidas en San Juan.

Consideró que ni el gobierno puertorriqueño ni las agencias federales estadounidenses disponían de planes para responder a los distintos escenarios, como si el archipiélago borincano no estuviera en el Caribe, precisamente ruta de tormentas y huracanes.

La agrupación apuntó que no se contemplaron las medidas de contingencia frente al colapso de los suministros de combustibles, agua, alimentos y materiales de primera necesidad, ni tampoco se previó el colapso de las telecomunicaciones y sus graves consecuencias.

El MINH sostuvo que, en el mayor acto de negligencia, nada se planificó ante el desplome de la infraestructura de energía eléctrica que se sabía, mucho antes del huracán María, de su abandono y su manifiesta vulnerabilidad ante cualquier ciclón, sin importar su intensidad.

El riesgo y la amenaza de enfermedades causadas por la inoperancia de los sistemas de tratamiento de aguas usadas y potable es real y creciente —advirtió—, a lo que se suma la fragilidad con la que están funcionando los pocos hospitales en servicio del país.

Destacó que es el momento para corregir lo que se ha hecho mal y fortalecer los aciertos, mediante la reconstrucción del país con políticas de planificación que permitan enfrentar los desafíos que la naturaleza presenta, con atención especial al cambio climático.

El MINH exigió la disolución inmediata de la junta de control fiscal impuesta a Puerto Rico por el Congreso federal y la derogación de la ley Promesa que la creó.

Aseguró que el propósito principal de la legislación ha sido esquilmar los fondos del pueblo de Puerto Rico para pagarle a los bonistas la deuda pública de 73 mil millones de dólares.

“Si antes del huracán María la deuda era impagable, insistir ahora en su pago es inmoral y constituye un crimen de lesa humanidad”, aseveró la organización independentista boricua.

Editado por Nuria Barbosa León



Comentarios


Deja un comentario
Todos los campos son requeridos
No será publicado
captcha challenge
up