Quienes alentaron insurrección contra Capitolio atacan a Cuba

Por: Roberto Morejón

En la cúspide del descrédito por apoyar una insurrección interna, el gobierno estadounidense lanzó un golpe desesperado antes de concluir el mandato, al incluir a Cuba en una infausta lista de patrocinadores del terrorismo.

No importó que la administración de Donald Trump quedara bajo un aluvión de críticas por alentar una embestida contra lo que en el país norteño identifican como el baluarte de la democracia.

La intentona, tardía y tímidamente rechazada a la postre por el magnate republicano ante el peso de las evidencias, fue el puntillazo que remató una desenfrenada, errática y divisionista gestión.

Uno de los peores presidentes que haya pasado por la Casa Blanca ahora firma la orden redactada por el ultra fundamentalista secretario de Estado Mike Pompeo, para incluir a Cuba en un cuestionado inventario de patrocinadores del terrorismo.

Los argumentos del antiguo jefe de la CIA son los mismos a los que apeló para imponer decenas de sanciones anteriores, todos apócrifos.

En sus agónicos últimos días, Pompeo y los otros conspiradores han redoblado sus sanciones, amenazas y cortapisas contra China, Cuba y Venezuela.

Es el lenguaje de la fuerza impregnada de odio y frustración por NO poder concretar sus aspiraciones de quebrar la resistencia de muchos pueblos, entre ellos el cubano.

Los Trump, Pompeo, Marco Rubio y compañía sienten malestar por la derrota electoral y disparan a ciegas, en una señal de desconcierto y rabia.

Cuba, desafortunadamente, es uno de los blancos predilectos de la administración estadounidense actual, al punto de que en 2020 la incluyó en la relación de naciones que no cooperan con los esfuerzos de Washington contra el terrorismo.

Sería el preámbulo del paso dado ahora como parte de una búsqueda frenética para encontrar aristas por donde castigar a Cuba.

Y lo hacen a pesar de que el gobierno que redacta la controvertida enumeración permite la creación de grupos de choque de extrema derecha y ha organizado actos de terror contra la mayor de las Antillas.

Desde la voladura de un avión de pasajeros frente a las costas de Barbados hasta atentados contra líderes revolucionarios han corrido por cuenta de agentes de la CIA.

Tenían instintos perniciosos aunque no pudieron quebrantar la voluntad de los cubanos, quienes enfrentan hoy limitaciones materiales, pero van a presenciar la salida deshonrosa de la administración Trump.

Editado por Maite González Martínez



Comentarios


Deja un comentario
Todos los campos son requeridos
No será publicado
captcha challenge
up