Industriales y Santiago en la cima del béisbol cubano

La Habana, 30 sep (JIT) Luego de cinco subseries lejos del estadio Latinoamericano, Industriales debutó en su terreno y celebró el éxito sobre Ciego de Ávila (7x3) para seguir en la cúspide de la 60 Serie Nacional de Béisbol.

Alejados del llamado Coloso del Cerro a causa de la situación sanitaria en esta capital, y como medida de seguridad para frenar los embates de la COVID-19, los Leones del mánager Guillermo Carmona volvieron a sentir el placer de jugar en su feudo y la felicidad fue doble al conquistar su novena victoria en la campaña.

Los locales definieron el choque en el quinto inning, con faena de cinco carreras, porque del resto se hicieron cargo sus serpentineros: el abridor José Pablo Cuesta (2-0) y el relevista Héctor Ponce, con presentaciones dignas de elogios a pesar de las altas temperaturas reinantes.

El diestro Cuesta mostró nuevamente su valía en el box y completó siete entradas, a ritmo de tres anotaciones, seis jits, igual número de ponches y un perfecto control sobre sus lanzamientos, al punto de no otorgar boletos. Ponce (2.0, 2H) también estuvo inmenso en sus dos episodios de labor.

La tropa de Carmona contó con estadísticas ofensivas destacables del torpedero Jorge Enrique Alomá (4-2, 4CI, 2CA, 1HR), el jardinero central Yoasán Guillén (4-2, 1CI, 2CA) y el designado Stayler Hernández (4-2, 1CI), al tiempo que los Tigres avileños festejaron los cuadrangulares del inicialista Yoelvis Fiss y el primera base Lázaro Bridón.

En tanto, con ataque de 15 indiscutibles, Santiago de Cuba derrotó 16-5 (nocaut) a Villa Clara para arruinar la racha de triunfos de su rival y quedarse con Industriales como únicos líderes de la 60 Serie Nacional, luego del fracaso de Matanzas en su tope contra Holguín (2-5).

Los villaclareños llegaron al duelo con la moral por los cielos, tras dos barridas consecutivas sobre Las Tunas y Guantánamo. Esta vez su pitcheo flaqueó temprano y poco pudo hacer ante la ofensiva insaciable de la escuadra del director Eriberto Rosales.

Las Avispas santiagueras salieron colmadas de furia al terreno y decidieron pronto el futuro del partido, al fabricar cuatro y nueve carreras en el segundo y tercer episodios, en ese orden, para dejar sin fuerzas a los locales en el estadio Augusto César Sandino.

En modo jugador más valioso, el antesalista Adriel Labrada (5-3, 5CI, 3CA, 1HR) vivió una tarde altamente productiva, con tres imparables, cinco impulsadas, trío de anotadas, triple y jonrón, todo ello ante el mejor staff de serpentineros del campeonato, que llegó al choque con 3.11 como promedio de efectividad.

La pugna resultó una práctica de bateo para los ganadores, quienes tuvieron, además, dígitos destacables del segunda base Santiago Torres (4-2, 1CI, 3CA), el jardinero izquierdo Ariel Benavides (5-2, 1CI, 1CA), el designado Rudens Sánchez (5-2, 1CI, 2CA) y el receptor Hubert Sánchez (3-2, 3CI, 2CA, 13B).

Después del potente accionar en el home plate, la victoria correspondió a Pedro Castillo (1-1), el revés para Oscar Hernández y relevo de calidad de Virgilio Moroso, quien en dos actos no permitió libertades a los Azucareros.

En el resto de los resultados, Pinar del Río dominó 11x6 a Las Tunas, Camagüey 13x6 a Artemisa, Sancti Spíritus 2x1 a Isla de la Juventud, Granma 6x3 a Mayabeque y Cienfuegos 12x8 a Guantánamo.

Editado por Orlando González Cruz



Comentarios


Deja un comentario
Todos los campos son requeridos
No será publicado
captcha challenge
up