Aceleraran obras hidráulicas para ayudar a mejorar abasto de agua, sobre todo a La Habana

La Habana, 25 mar (RHC) El ahorro en el empleo del agua, y la aceleración de las acciones constructivas que actualmente se realizan en posiciones críticas de la infraestructura hidráulica en La Habana, ayudarán a mitigar las complejidades que en el abasto ha provocado la sequía prolongada.

En un chequeo a los programas del sector, dirigido por el Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel Bermúdez, y con la presencia del vicepresidente Salvador Valdés Mesa, autoridades del Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos informaron que, solo en la capital, las afectaciones impactan en el 21,8 % de la población, que recibe el servicio con intermitencia de horarios, cambios de ciclos de distribución o mediante pipas, reseñó la televisión nacional.

La depresión de las fuentes, cuyo ejemplo más notorio es la Almendares-Vento, con apenas 50 días de cobertura, obliga a acelerar las acciones paliativas, como la terminación de la conductora desde Cuenca Sur –única con balance favorable–, la perforación y recuperación de pozos, la puesta en funcionamiento de plantas desalinizadoras, la instalación de metrocontadores y la supresión de salideros y averías en los hogares, reporta el periódico Granma.

Otras medidas se aplican con rigor, como la regulación del suministro para el riego agrícola o a centros altos consumidores, el reordenamiento del tiro mediante carros-cisterna y el estudio de nuevas fuentes, a fin de atenuar una situación calificada de ­emergente por la viceprimera ministra Inés María Chapman.

El Presidente cubano orientó extremar todas las medidas de ahorro posibles, tanto en el sector doméstico como estatal, e indicó reducir los plazos de ejecución de las obras en curso, y continuarlas aun después de que mejore la situación hidrometeorológica.

 

 

(Granma)

Editado por Julio Pérez



Comentarios


Deja un comentario
Todos los campos son requeridos
No será publicado
captcha challenge
up